martes, 8 de abril de 2008

Ruido


Me gusta el ruido. Mi primo Luis vive a 250 kilómetros de mi ciudad. Eso no es un problema porque como él dice, yo estoy presente siempre a su lado. Mi primo mide 2 metros y calza un 50. Es un tipo grande, así que todo en él es grande. Su risa, sus lágrimas, su estómago, sus emociones, sus manos, su ansiedad, su tibia y su peroné, sus sueños, sus frustraciones, sus abrazos, su pecho, sus despistes, sus prisas, sus pantalones, su amor, sus calcetines, sus regalos, sus ganas de enterarse en que consiste esto de vivir, sus miedos, su cariño, sus viajes, su entrega, su manera de actuar en el teatro, y por supuesto su ruido. Mi primo hace mucho ruido. Cuando camina, cuando toca algo, cuando esta quieto. Mi primo es una gran caja de ruidos. Una caja grande de 40 años pintada de colores. A mi me gusta. No me molesta. Aunque él no se haya dado cuenta, hace todos esos ruidos para que yo los escuche y no me pierda de su lado, En realidad no me hace falta, no necesito verle ni escucharle para estarlo. Si un día te encuentras con una gran caja de ruidos con una gran sonrisa, ese es mi primo, y yo a su lado.

3 comentarios:

Anaisme dijo...

Algún día voy conocer a tu primo para escuchar su ruido y nos reiremos juntos, se que la pasaremos muy bien, sabes que me encanta esta foto de ustedes dos esta chivisima

: O ) dijo...

uaiamvosMe encanta a forma como amas os teus!!!!!!!!!
Também quero ser tua!!!!!! Posso???
Besos de mariposa

Anaisme dijo...

Pase nuevamente a leer este cuento que me gusta mucho porque escucho el ruido y veo nuevamente la foto que me encanta, muso pasa buen día, besitos de tu amiga.

anita